Escuchar música a diario puede reducir el dolor crónico y la depresión.


Escuchar música una hora al día puede reducir el dolor crónico hasta en un 21% y la depresión hasta en un 25%.

Escuchar tu música favorita puede ser bueno para nuestro sistema cardiovascular según los investigadores de la Universidad de Maryland, que han demostrado por primera vez que las emociones suscitadas por la música alegre tienen un efecto saludable en los vasos sanguíneos.

La música hace maravillas inimaginables y es fundamental para un ser humano bienestar. Haz que la música sea parte de tu estilo de vida y comienza a sentir la diferencia.

Elimina el dolor: La música tiene la capacidad para reducir el dolor mediante la liberación de endorfinas que actúan como analgésicos naturales. Escuchar música a diario puede reducir el dolor crónico hasta en un 21 por ciento. Un estudio realizado por especialistas encontró que al escuchar música hizo que la gente se sienta más en control de su dolor, disminución de la depresión.

Reduce el estrés: El estrés se ha asociado con muchas enfermedades, incluyendo varias enfermedades mentales que parecen ocurrir sólo en personas con altos niveles de estrés extremo. En un estudio realizado, los sujetos se hicieron escuchar una media hora de música suave dos veces al día durante dos semanas. Se mostraron reducciones significativamente mayores en los niveles de estrés y ansiedad en las personas. 

Beneficios cardiovasculares: Escuchar música suave también ayuda a reducir la frecuencia cardíaca y presión arterial. Como resultado de una presión arterial más baja, sino que también reduce el riesgo de problemas de salud. En un nuevo estudio italiano, los investigadores encontraron que las personas con hipertensión leve (presión arterial alta), que escucharon música clásica, celta o la India (raga) música por tan sólo 30 minutos al día durante un mes tuvieron significativas reducciones en su presión arterial. La buena música ayuda a calmar a las células y los tejidos que forman los pulmones por la respiración del paciente y de esa forma el ritmo cardíaco se vuelve a su normalidad. 

Estimula las células del cerebro: Las investigaciones han demostrado que la música con un ritmo fuerte puede estimular las ondas cerebrales al resonar en sincronía con el ritmo, y acelerar los latidos vuelve más aguda la concentración y un pensamiento más alerta. Por otro lado, escuchando música clásica suave mejora la capacidad de concentrarse durante más tiempo y promueve un estado de calma y meditación. Provocando una sensación de bienestar y de creatividad, un cambio que dura mucho tiempo aún y después de haber dejado de escuchar la música. 

Aumenta el rendimiento del ejercicio: escuchar música mientras hace ejercicio puede tener un impacto considerable en tu rendimiento durante el ejercicio. La música desvía tu atención de los ejercicios repetitivos por lo tanto la sensación de fatiga, cansancio y el aburrimiento son evadidos. La música también puede actuar como un estimulante que puede aumentar tu rendimiento. La respiración y el ritmo cardíaco se incrementan así que la puede ayudar a intensificar tu entrenamiento. Según un estudio realizado en 2005, escuchar música mientras se hace ejercicio aumenta la pérdida de peso en los participantes de peso y ayudó a permanecer constante con los ejercicios. 

Promueve un sueño profundo: escuchar la música en el sueño nos asegura que el descanso que necesitamos de nuestro sueño sea reparador. El sueño pone tu cuerpo en un estado saludable, ya que quita los efectos del estrés, la depresión y la ansiedad de las personas.

Aumenta el optimismo: La depresión lleva a la debilidad, dolor de cabeza, confusión y pérdida de concentración. La música también puede ser usada para traer un estado de ánimo más positivo, ayudando a mantener alejada a la depresión. La buena música también hace que uno pueda recordar momentos felices y buenos experiencias vividas. Además de aumentar la autoestima y la confianza en sí mismo. 

Ayuda en el cáncer: La investigación sugiere que la música puede ofrecer una serie de beneficios para las personas frente al cáncer. Se reduce la ansiedad en pacientes que reciben terapia de radiación, la que es causada por las náuseas y vómitos derivados de altas dosis de quimioterapia. 

Ayuda a socializar: La música es una gran manera de reunirse con personas que comparten una pasión similar. Te ayuda a conocer gente nueva, hacer vida social y darle un sentido de pertenencia.

Ayuda en la salud espiritual: Hay una conexión única entre la música y la espiritualidad. Canto o algún tipo de música ayuda a la gente de una manera significativa, y les hace sentirse más cerca de Dios. 

Aquí está una lista de diferentes géneros de la música y sus efectos 

• Música clásica 
La música clásica es un tipo de música que a menudo tiene participación en grandes orquestas y por lo general existe sin acompañamiento vocal. Se tiene la tendencia a calmar el cuerpo y estimular la mente. Se ha encontrado que sirve para reducir el estrés (incluso para aquellos para quienes la música clásica no es el género preferido) y aumentar los tipos específicos de la inteligencia como la capacidad de razonamiento verbal. No te hace más inteligente, sino que le proporciona un ambiente ideal al pensamiento. Escuchando la música clásica también tiene un efecto muy calmante en latidos del corazón, y puede ser útil en las enfermedades del corazón. 

• Música clásica india 
La música clásica india es muy elaborada y expresiva, y se basa en ragas (modos melódicos) y taals (ciclo rítmico específico). Se sabe que ayuda a activar ciertos los chakras (los estados de ánimo o un centro de energía) del cuerpo, por lo que se benefician en el desempeño de otras tareas creativas. La terapia musical basada en ragas clásicas se utiliza o se recomienda en estos en la actualidad para el tratamiento del insomnio, migraña, dolor de cabeza crónico, hipertensión, ansiedad, etc. 

• Rap o Hip Hop Música 
La música Hip Hop ha tenido muchos efectos diferentes en los adolescentes. Por un lado, para promover sentimientos negativos y por el otro, es tan enérgico que dan ganas de pararse y bailar. 

Un estudio realizado para explorar cómo influyen en videos de rap salud emocional y física sugiere que los adolescentes que pasan más tiempo viendo el sexo y la violencia representada en la vida de los videos musicales de rap (en especial "gangsta" videos de rap) son más propensos a la práctica estas conductas en la vida real. 

• Música rock 
Escuchando a la música rock puede darle un subidón de adrenalina como ningún otro tipo de música. Si no te gusta la música rock, al escucharla puede que te sientas enojado y molesto, así como aumentar la frecuencia cardíaca y presión arterial. Sin embargo, si te gusta este género musical, entonces puede ayudarte a aliviar el estrés sin afectar el ritmo cardíaco o la presión arterial. 

Así que la próxima vez que estés escuchando un género en particular de música, asegúrate de que sea el más adecuado para ti, ya que los efectos son profundos

Fuente: Natura Linea

1 comments: